jueves, julio 14, 2005

Tabla rasa

Qué es de mi vida, se preguntan ustedes. A menudo se preguntan ustedes: Dios, qué es de la vida de Alberto González. En estas calurosas noches de verano clavan su mirada insomne en el techo y se preguntan: qué estará haciendo Alberto González AHORA. En estas calurosas noches de verano acarician temerosamente sus sudorosos genitales y piensan…
He hablado con Borja últimamente y ambos nos encontramos en un estado de ánimo parecido. A partir de las dos o las tres de la mañana empezamos a acariciar nuestras copas silenciosos y pensativos. A esas alturas ya hemos tomado la firme decisión de aprovechar nuestra marcha a Donosti para hacer tabla rasa.
—Tabla rasa EMOCIONAL.
—Nos centraremos en el TRABAJO.
—No tendremos tiempo para PENSAR.
—Tabla rasa EMOCIONAL.
Después nos despedimos y nuestra voluntad no tarda ni diez segundos en quebrarse. Hacemos llamadas tristes y desesperadas a quien no debemos y comprobamos nuestra menguante capacidad de persuasión. Al día siguiente le echamos la culpa al alcohol.
—Es difícil CONTROLARSE.
—MUY difícil.
No importa. Nos vamos a Donosti. Nos centraremos en el trabajo. No tendremos tiempo para pensar. Tabla rasa. Así es como nos gusta llamarlo

No hay comentarios: